6ª CAMPAÑA DE MONITORIZACION DEL RUIDO DEL OCIO

NUEVA CAMPAÑA DE MONITORIZADO DEL RUIDO DEL OCIO EN TEATINOS-EL ROMERAL Y CENTRO HISTORICO DE MALAGA

 

La 6ª Campaña de Monitorizacion del Ruido del Ocio ha comenzado en esta segunda quincena de Octubre de 2016 con la instalacion nuevamente de 5 puntos de control de del ruido del ocio en Teatinos-El Romeral y 4 puntos de control en el Centro Historico de Malaga.

Con esta nueva campaña de control de ruido del ocio por parte del Area de Medioambiente del Ayto de Malaga y la empresa Vatia, viene a refrendar las reivindicaciones sobre las molestias del ruido del ocio que venimos realizando desde hace muchos años y que esperemos sean satisfactorios para nuestros intereses y que una vez sean evaluados por sus responsables y tengan los resultados hagan que sean aplicadas las notmativas municipales al respecto.

Pueden consultar en directo las ubicaciones de los sonometros  y las mediciones obtenidas en el Centro Historico y Teatinos-El Romeral aqui

Sonometro1

Desde la Asociacion Centro Historico su Presidenta Esther Ramirez nos transmite la sorpresa por el comienzo de esta nueva campaña de recogida de datos cuando las noticias que manejaban era la pronta reunion con responsables del Area de MedioAmbiente para ofrecer los datos definitivos a las mediciones hechas durante el año 2015 y lo que llevamos de año 2016 y poder realizar la inplantacion de la Zona ZAS (Zona Acusticamente Saturada) en el Centro Historico

Por su parte Miguel A. Gil, vicepresidente de la Asociacion El Romeral contra el Ruido pone de manifiesto con asombro el inicio de otra campaña de monitorizacion que volveran a ratificar los datos obtenidos anteriormente y que daran resultados sorprendentes como ya paso en las primeras campañas con resultados fuera de lo permitido, todo estos resultados nos daran datos para poderlos añadir a la declaracion de Zona ZAS (Zona Acusticamente Saturada) que el Ayuntamiento de Malaga debe cumplir despues de la recomendacion del DPA (Defensor del Pueblo Andaluz) aqui y despues de 1 año seguimos sin ver el inicio de esta actuacion.

Centro Antiguio MalagaRomeral Ruido Original

Asociaciones de Vecinos

Centro Historico de Malaga y El Romeral contra El Ruido

 

 

 

El Ayuntamiento achaca la caída de las multas por ruido a más cumplimiento

El concejal de Sostenibilidad asegura que la principal causa de las sanciones en 2013 y 2014 se resolvieron en ese ejercicio, bajando de forma apreciable el nivel de incumplimiento de la ordenanza

Miguel Ferrary 21.10.2016 | 05:00

El concejal de Sostenibilidad Medioambiental, Raúl Jiménez, asegura que el Ayuntamiento mantiene su compromiso en el control del cumplimiento de la ordenanza de ruido y niega que se hayan relajado en su aplicación, advirtiendo de que la caída en el número de expedientes sancionadores entre 2014 y 2015 se explica por un mayor nivel de cumplimiento de las exigencias para evitar contaminación acústica.

«Nuestro compromiso es decidido para solucionar los problemas que pueden producirse», insistió Raúl Jiménez, quien reiteró que no hay un descenso en la disminución de la vigilancia de los bares del Centro, de los que reconoció que su actividad «suele ser una de las más conflictivas en materia de contaminación acústica»

Jiménez afirmó que el hecho de que el número de expedientes abiertos a estos establecimientos por problemas de ruido haya disminuido en 2015 «no quiere decir que se haya relajado la vigilancia ni el nivel de exigencia del cumplimiento de la ley». «Cuando un local es apercibido por un problema de ruido y lo resuelve, ya se queda resuelto y no hay que volver a sancionar al año siguiente», explicó, al tiempo que añadió que «si hay menos expedientes de un año a otro quiere decir que se han hecho bien las cosas y los locales se han puesto al día».

El responsable del área de Sostenibilidad subrayó que en 2013 y 2014 «una buena parte de los expedientes abiertos a los establecimientos hosteleros tenían que ver con que no aportaban los datos de sus limitadores acústicos, cosa que han ido subsanando», lo que permitió reducir de forma evidente el número de sanciones tramitadas en los años siguientes.

Al respecto, explicó que el número de expedientes sancionadores de 2014 por no aportar los datos del limitador ascendió a 116, mientras que en 2015 la cifra se redujo a ocho.

El concejal de Sostenibilidad negó que el Ayuntamiento esté promoviendo la modificación de la actual ordenanza de ruidos y vibraciones, recalcando que «es la Junta de Andalucía la que ya ha aprobado el borrador del documento que rige la clasificación de los establecimientos que pueden tener música en directo». Este borrador amplía a los restaurantes y las cafeterías la posibilidad de organizar conciertos de pequeño formato en directo, con una limitación horaria, o poner un hilo musical.

Ruido en La Barriguilla. El Ayuntamiento de Málaga ha mediado para solucionar el problema de ruido por la entrada y salida de camiones en un hipermercado de La Barriguilla. Al parecer los trabajos de los camiones que han ocasionado las molestias se realizaron en horario de descanso como consecuencia de unas obras en la gran superficie, siendo un hecho puntual y que no tiene relación con la carga y descarga habitual.

Una vez terminadas las obras, toda presencia de vehículos pesados se circunscribirá al horario fijado para la carga y descarga, con un horario límite hasta las 22.00 horas, aunque a partir de las 21.00 horas apenas hay actividad.

images (2)

Cada dos días abre un nuevo bar en el centro,

EN TEATINOS-EL ROMERAL LA CIFRA ES DE UNA NUEVA APERTURA A LA SEMANA

Los comercios en Ciudad Jardín o Carretera de Cádiz; servicios profesionales en Campanillas; y hostelería en el resto

A. RECIO MÁLAGA | ACTUALIZADO 15.10.2016 – 01:00

Abrir un negocio no es, al menos si se realiza de forma seria, echar un huevo en una sartén. Hay que hacer un estudio previo de qué se quiere implantar, en qué zona, cuál es la competencia cercana, sus precios, el perfil sociológico de cada barriada… Y aún así hay posibilidades de acabar en bancarrota como demuestra el hecho de que miles de empresas mueren en sus primeros cinco años de vida en la provincia. Hacer un buen análisis de campo es vital y los datos de expedientes de altas del Ayuntamiento de Málaga pueden suponer una buena herramienta para saber qué quieren los emprendedores y si hay distritos que puedan estar saturados de determinados negocios.

En el centro gana la hostelería. El año pasado se abrieron 227 negocios de este tipo, el 28% del total. Prácticamente uno cada dos días. Solo le siguió de cerca el comercio no alimentario, con 215 establecimientos, el 27%. El casco histórico siempre tiene su encanto. Es el lugar de destino tanto para los que viven en esta zona como para los del resto de la capital o los turistas y eso se traduce en múltiples inversiones. El Consistorio tramitó el año pasado 20 expedientes de apertura para hoteles en este distrito o 24 para centros de ocio.

En la zona este los bares y restaurantes son los que atraen más inversión y lo mismo ocurre en el distrito de Teatinos-Universidad, una zona a la que se han trasladado a vivir miles de personas en los últimos años fruto de un fuerte desarrollo inmobiliario y cuyos negocios hosteleros tiene buenos niveles de ocupación. En Teatinos se inauguraron el año pasado 58 establecimientos de hostelería, más de un tercio del total.

Uno de cada cuatro nuevos negocios de la capital se abrió en el centro y, en el polo opuesto, el distrito con menos demanda fue el de Palma-Palmilla, donde el año pasado apenas se abrieron 47 negocios, de los cuales 19 fueron comercios, 15 hosteleros o siete de servicios profesionales.

En Carretera de Cádiz vive más gente que en Cruz de Humilladero pero, sin embargo, éste último tiene más tirón desde un punto de vista comercial. En Cruz de Humilladero se pusieron en marcha el año pasado 733 negocios. La mayoría eran comercios (170), pero llama la atención que el segmento de ocio fue el segundo más demandado (122) mientras que la hostelería cayó hasta el cuarto lugar. En Carretera de Cádiz se tramitaron 577 altas, siendo el comercio el primer sector y segundo la hostelería.

En Campanillas los emprendedores apostaron por los servicios profesionales, mientras que en los cuatro distritos restantes -Ciudad Jardín, Bailén Miraflores, Churriana y Puerto de la Torre- la estrella es el comercio. En Churriana la hostelería ni siquiera está entre los cuatro primeros segmentos con mayor número de altas de expedientes.

En líneas generales, el centro es el distrito más atrayente, seguido de Cruz de Humilladero, Carretera de Cádiz, Churriana, Bailén Miraflores, Teatinos Universidad, Este, Campanillas, Ciudad Jardín, Puerto de la Torre y Palma Palmilla.

 

MALAGAHOY

Comercio sigue sin dar luz verde a la nueva norma para las terrazas

 

Mientras hosteleros critican “la falta valentía”, los vecinos del Centro y Teatinos anuncian que no le darán el visto bueno al texto.

S. SÁNCHEZ MÁLAGA | ACTUALIZADO 07.10.2016 – 01:00
El compromiso del Ayuntamiento de Málaga de impulsar la aprobación de una nueva ordenanza de Ocupación de Vía Pública, con especial incidencia sobre los negocios de hostelería y la instalación de terrazas, sigue haciéndose esperar. De hecho, transcurre ya más de un año desde que el área de Comercio inició los contactos con los colectivos empresariales y vecinales afectados sin que haya novedad sobre la nueva norma.

La concejala de Promoción Empresarial, María del Mar Martín Rojo, llegó a asegurar que la tramitación del documento se iniciaría antes de finales del pasado ejercicio. Sin embargo, la realidad es bien distinta, provocando el malestar tanto de los residentes del casco antiguo y Teatinos como de los propios empresarios. Oficialmente, desde el Ayuntamiento se informó a este periódico de que el texto “está en la comisión de ordenanzas que se encarga de ver si tiene contradicciones con alguna ley”.

Los empresarios ponen el acento en la “paralización” en la que se encuentra este trámite, a pesar de las numerosas reuniones mantenidas entre el sector de la hostelería y el Consistorio, que llegó a dar lugar la creación de una mesa de trabajo. Preguntado por los motivos que provocan este estancamiento, el portavoz del colectivo Mahos, José Simón, lo tiene claro: “al final es cuestión de valentía porque hay que tomar decisiones; vemos al Ayuntamiento en un mar de dudas”. Según Simón, ello puede estar relacionado con la “presión” que ejercen los vecinos del Centro y Teatinos, que viene reclamando un mayor control municipal sobre los excesos de las terrazas en numerosas calles del barrio.

Simón insiste en la necesidad de actualizar la presente normativa, con el fin de que “se permita a los hosteleros estar dentro de la legalidad; que deje bien claras cuáles son las reglas”. “A día de hoy un gran porcentaje de las terrazas o de la ocupación está fuera de norma, pero porque la norma es excesivamente restrictiva”, destacó el portavoz de Mahos. “Demandamos que sea un poco más amplia, que nos permita estar a todos en la legalidad, aunque es verdad que eso posiblemente traiga una reducción de la zona a ocupar”, reclamó, al tiempo que llamó la atención sobre la necesidad de que se sancione a los empresarios que no cumplan con la normativa.

Queda por concretar si el documento final incorpora las principales sugerencias realizadas por la Gerencia de Urbanismo, entre las que se incluía la eliminación de los planes de aprovechamiento, que “puede dar lugar a confusión por parte de inversores, hosteleros, comerciantes y ciudadanos que puedan esperar una posible exención de las determinaciones de la ordenanza mediante la tramitación del mismo”. Otra de las preocupaciones del ente estaba vinculada a la “inseguridad ciudadana que se deriva de la imposibilidad de acceder a los inmuebles por parte de los servicios de emergencias, sobre todo emergencias sanitarias”.

Por ello, se exigía la necesidad de fijar como obligatorio el mantenimiento de un paso libre de 3 metros, primando este detalle “por encima de cualquier ocupación de vía pública”. En el supuesto de las calles con una anchura inferior a los 3 metros, “la ocupación no debería ser por tanto posible”.

Los vecinos, por su parte, se muestran muy escépticos con los planes municipales respecto a la nueva ordenanza. Incluso, son categóricos al asegurar que no le darán su apoyo. “Nunca nos dieron el documento en el que se estaba trabajando; nos dijeron que podíamos presentar alegaciones”, expuso la presidenta de la asociación de vecinos Centro Antiguo, Esther Ramírez. El colectivo, además, duda, de que finalmente Comercio deje de autorizar las terrazas en las calles Santa María, Molina Lario, Duque de la Victoria y Císter.

MALAGAHOY

Veto a las terrazas en calles del Centro para garantizar la seguridad peatonal

El Ayuntamiento comunica a los hosteleros de las calles Santa María, Molina Lario, Císter y Duque de la Victoria que en 2017 queda anulada la autorización para mesas y sillas

S. SÁNCHEZ · V. R. BAYONA MÁLAGA | ACTUALIZADO 06.10.2016 – 01:00

 

zoom
  • El Ayuntamiento de Málaga viene comunicando en los últimos meses a los hosteleros que disponen de bares en las calles Santa María, Molina Lario, Duque de la Victoria y Císter que no les renovará las autorizaciones para la instalación de terrazas en la vía pública a partir de enero de 2017. La firmeza de la determinación está no obstante pendiente de las conversaciones que han iniciado los responsables municipales y la asociación que representa al sector, Mahos, con el objetivo de buscar soluciones alternativas que minimicen el impacto para estos establecimientos.

Las razones esgrimidas desde el Consistorio para poner sobre la mesa una medida de este tipo difiere en función de la vía. En el caso de Santa María, donde se cuentan cinco establecimientos con ocupación de vía pública, los técnicos son claros al subrayar la estrechez de la calle y la imposibilidad de compartir el espacio destinado al paso de los peatones con el del mobiliario de las terrazas de los bares. Y, aunque no se anuncia la no renovación de los permisos para las tiendas de souvenirs existentes en este punto del casco antiguo, sí se precisa que no se autorizarán ocupaciones superiores a un metro cuadrado, independientemente de la superficie y fachada del local.

Las circunstancias en las que se encuentran los hosteleros de las calles Molina Lario, Duque de la Victoria y Císter son diferentes. En estos casos no se trata de las dimensiones de las vías, sino del hecho de que las mismas tienen consideración de semipeatonales, estando abiertas al tránsito de taxis, vehículos de carga y descarga y otros coches autorizados. Ello afecta de lleno a la necesaria compatibilidad de los espacios peatonales, delimitados en los laterales, con la presencia de mesas y sillas.

Desde el propio Ayuntamiento confirman el envío de “resoluciones avisando a los titulares de las ocupaciones que no se les va a renovar para el 1 de enero de 2017”, expusieron fuentes del área de Comercio. No obstante, abrieron la puerta a la reordenación de estas superficies. “Hasta el 1 de enero se quiere llegar a un acuerdo con Mahos para ver de qué manera se reorganiza”, añadieron.

Las fuentes municipales aludieron a la existencia de un “conflicto de intereses” entre la necesidad de garantizar la seguridad de los peatones, la movilidad y la actividad hostelera en estas calles del casco antiguo. La actual delimitación de estas calles, objeto años atrás del proceso de reurbanización que se extiende por el centro, cuenta con un eje central abierto al tráfico y dos bandas laterales, separadas por un pequeño canal de pluviales, destinadas principalmente al paso de los peatones. El problema se produce cuando los viandantes han de pasar a la zona central ante la imposibilidad de continuar por los laterales por la existencia de terrazas.

“Se va a revisar lo que se tiene concedido en esas calles y se va a intentar, de forma negociada, llegar a un nuevo reparto que satisfaga a todas las partes”, insistieron desde el área municipal. En este marco, explicaron que se está esperando una propuesta por parte de los empresarios afectados.

Desde Mahos admiten la existencia de conversaciones con el equipo de gobierno para buscar una alternativa. “En un primer momento pareció que la decisión del Ayuntamiento era firme pero a través de la asociación hemos forzado esa negociación y el Ayuntamiento se ha mostrado dialogante”, aseguró el portavoz del colectivo, José Simón, quien admite que la alternativa no es fácil.

Lo ocurrido con estas cuatro calles y las autorizaciones para la ocupación de vía pública amplía la sensación de “indefensión” que tiene el sector ante la actuación de la Administración local. “Los hosteleros tienen la sensación de que nunca son dueños de su negocio, que están en manos de las mil normativas que le afectan”, criticó Simón, quien destacó la necesidad de que haya unas bases normativas “claras, más amplias, que regulen la realidad de nuestro sector y que no se haga mediante estas normas especiales que luego ponen y quitan a su antojo”.

Varios de los hosteleros afectados confirmaron a este periódico la recepción de las comunicaciones; algunos las han puesto en manos de sus abogados y otros confían en que Mahos consiga negociar una salida satisfactoria para empresarios y Ayuntamiento.

MALAGAHOY