Descafeínan el papel de la Policía Local en el control de las terrazas

La propuesta de ordenanza, presentada ayer a los hosteleros, elimina la posibilidad de que multe en el momento, sin pasar por Comercio.

S. SÁNCHEZ MÁLAGA | ACTUALIZADO 18.02.2016 – 13:21

El modo en que el equipo de gobierno del PP pretende actualizar la normativa que regula, entre otros elementos, las terrazas de los negocios de hostelería sigue estando marcado por el secretismo. Si bien los responsables del área de Promoción Empresarial, con la concejala María del Mar Martín Rojo al frente, se sentaron a la mesa con las dos asociaciones de hosteleros, Mahos y Amares, para exponerles la propuesta en la que está trabajando el Ayuntamiento, poco trascendió del encuentro.

Lo que sí parece claro es que el papel de la Policía Local en la vigilancia y control de los excesos de ocupación seguirá siendo secundario. Y ello a pesar de que en el arranque de la tramitación de la nueva normativa se insistió desde el equipo de gobierno del PP en subrayar la posibilidad de que los agentes no sólo pudiesen sancionar en el momento a los incumplidores, sino además ordenar la retirada de mesas y sillas. Todo ello en la idea de agilizar los trámites. Sin embargo, según informaron ayer fuentes próximas al encuentro, este asunto queda descafeinado. “Parece ser que la Policía Local va a actuar como lo venía haciendo, de manera que levantarán el acta correspondiente y tendrá que ser remitido a Vía Pública y Comercio para su análisis y posterior sanción”, precisaron las fuentes.

Este punto, sin embargo, no forma parte de la nota de prensa remitida desde el Ayuntamiento a los medios, de la que tampoco formaba parte una descripción detalladas de las propuestas que se incluyen en el borrador de ordenanza que ahora es objeto de negociación con los empresarios. En este sentido, se mantiene el interrogante sobre si el texto acoge las sugerencias de la Gerencia de Urbanismo, como la posibilidad de impedir la ocupación con mesas y sillas en las calles con una anchura inferior a los 3 metros.

Sí fue confirmada, como una de las “tres principales novedades”, la posibilidad de suspender temporalmente, por entre 10 y 30 días, las autorizaciones de las terrazas de los establecimientos que ocupen más espacio del que tienen autorizado o incumplan los apercibimientos que reciban. Una intervención que formaba parte del escrito de aportaciones de Urbanismo, cuyos técnicos ponían el acento en que “con una hora de servicio de esa mesa demás se abona la sanción y se obtienen además claros beneficios”.

Las otras dos novedades, según el equipo de gobierno, suponen que las autorizaciones que se concedan para las terrazas contemplen solo la superficie de la misma, de manera que serán los empresarios los que propongan el mobiliario que quieren colocar en el mismo. Es decir, la superficie deberá integrar no solo las mesas y sillas, sino también otros elementos como las pizarras, sombrillas… Al tiempo, se apunta que los establecimientos “deberán exhibir, en lugar bien visible para el público, el plano de la superficie autorizada”.

La posición de Urbanismo, que provocó el malestar de los hosteleros, llegaba a cuestionar el empleo de los planes de aprovechamiento y demandaba la búsqueda “del equilibrio y la proporcionalidad” en el ámbito del Centro Histórico, de tal modo que la terraza que se autorice a un local “sea proporcional a la superficie cerrada e interior” del establecimiento.

La nota oficial señala que la concejala responsable del área expuso a los hosteleros el proyecto de ordenanza, “una vez introducidas las aportaciones de las demás áreas municipales con implicación en la materia”, sin ofrecer detalle alguno sobre las mismas. La pretensión del Ayuntamiento es que la nueva ordenanza esté para antes de verano y se apunta que la próxima semana podría comenzar la tramitación formal para someterla cuanto antes a la aprobación de la Junta de Gobierno Local.

“Los reunidos han mostrado el ánimo conciliador de cara a conseguir una normativa lo más consensuada posible”, agrega el escrito, al tiempo que se destaca la impresión de que “este borrador tan trabajado, va a defender los distintos intereses que deben estar en equilibrio, tanto del sector, como de vecinos y visitantes”.

“Las propuestas no son tan desmesuradas”

La asociación Mahos tiene previsto hoy una reunión interna para abordar la propuesta municipal. “Lo que nos han presentado se basa mucho en lo que ya se había trabajado”, dijo el presidente del colectivo, Jesús Sánchez, quien confió en que a finales de semana o principios de la que viene se dé una respuesta. No obstante, admitió que los planteamientos del Ejecutivo local “no están desmesurados como inicialmente; con esta línea se puede seguir trabajando”. José Porras, de Amares, incidió que las dos partes quieren el entendimiento. “La vía publica tiene que estar y tendremos que ceder en algunas cosas, ahora se trata de nenegociar”, dijo.

MALAGAHOY

El ruido reina en la noche malagueña

La campaña de medición en 41 puntos de la ciudad, fundamentalmente en Teatinos y el Centro, muestra que en todos estos enclaves se superan los límites normales de ruido en el periodo nocturno

José Antonio Sau 16.02.2016 | 01:27

Los vecinos del distrito Teatinos/Universidad creen que su barrio es extremadamente ruidoso y los malagueños consideran que el problema ha ido a peor.

La campaña de medición de ruido, elaborada por el Ayuntamiento de Málaga en colaboración con la Universidad Politécnica de Madrid, muestra que la totalidad de los 41 puntos estudiados, repartidos fundamentalmente por el Centro y Teatinos, superan los límites normales durante la noche.

El informe concluye que el ambiente sonoro en esas zonas supera los objetivos de calidad acústica, «aunque es mucho más relevante durante el periodo nocturno», cuyo límite se establece en 55 decibelios. «Únicamente ha sido inferior a los 55 decibelios de forma ocasional en algunos de los puntos de la medida» durante las noches, dice el informe, que añade que los niveles de las tardes y noches del fin de semana son más elevados que los días hábiles, alcanzando el sábado su punto culminante.

Periodo nocturno. «A pesar de que existen periodos de la noche en los que se concentra una mayor actividad ruidosa, dicha actividad apenas se extingue a lo largo de la noche», precisan los investigadores. Esta contaminación acústica afecta a 2.232 vecinos de las zonas de Plutarco y Andrómeda, y a 1.632 en el Centro de la capital. Las mediciones se han realizado a lo largo de los últimos ocho meses –en periodos de diez semanas– poniendo sonómetros en los 41 puntos elegidos. La fuente principal del ruido es, por supuesto, el generado por el ocio y la restauración.

El edil de Sostenibilidad Medioambiental, Raúl Jiménez, presentó ayer este informe y anunció que se ha iniciado el proceso para contratar la redacción de la memoria técnica y el preceptivo Plan Zonal de Actuaciones Específicas, sobre las que luego se decretarán diversas figuras de protección acústica. Este proyecto, adjudicado el viernes a una empresa, significará que, para cada punto conflictivo, se decidirán una serie de medidas. A final de año, el trabajo podría estar finalizado.

Medidas a tomar. La empresa delimitará las calles a proteger, que podrían dividirse en subzonas en las que se aplicarán las medidas en función del nivel de protección. Entre estas, se cuentan las siguientes: la inclusión de criterios acústicos en concursos públicos, el establecimiento de tasas por ruido, el etiquetado acústico de edificios, la regulación de horarios de cierre de locales y terrazas, la limitación de licencias de actividad, la certificación acústica de locales y terrazas, la limitación de número de mesas en terrazas, la ordenación de locales con frente directo a la vía pública, el aislamiento acústico de las fachadas y el desarrollo de campañas de concienciación. Jiménez dejó claro que las medidas a tomar se van a consensuar con los vecinos y los hosteleros de cada zona.

Otra conclusión a la que llega el estudio es que el nivel sonoro registrado en Plutarco y Andrómeda es, en general, más bajo que el que se observa en el Centro Histórico. Las mediciones también habrían demostrado que los vecinos de la zona del Cortijo de Torres tampoco están muy afectados por el ruido de la Feria.

Encuesta. El periodo de recogida de datos coincidió con el de una encuesta online, puesta a disposición de los interesados que accedieron a la web http://ruidomalaga.vatia.es, en la que se podían seguir las mediciones en tiempo real. La participación en este test, dijo el edil, ha sido baja en seis meses, dado que han respondido 175 personas a las preguntas, casi todas ellas afectadas por el problema de ruido.

El 84% de los participantes considera que el ruido es un problema en su vida, y el 50% que les molesta mucho o extremadamente (33%). Además, casi la mitad de los participantes considera que su barrio es extremadamente ruidoso (este porcentaje llega al 66% en el distrito Universidad/Teatinos), y el 57% cree que la situación ha empeorado mucho a lo largo de los últimos cinco años.

 

images (2)

Resultados del Proyecto de la Red Móvil de Monitorización del Ruido de Ocio y Otras Fuentes en Málaga

logo_feder

El Proyecto de la Red Móvil de Monitorización del Ruido de Ocio y Otras Fuentes en Málaga, confinanciado con el FEDER (FONDO EUROPEO DE DESARROLLO REGIONAL) tiene como objetivo la implantación de una red de sensores de ruido que permitan observar el impacto sonoro que produce la concentración de negocios y personas y permita “cartografiar” el ruido, de manera que se conozca exactamente su comportamiento en distintas calles y horarios, y se disponga de información actualizada que permita la toma de decisiones basada en criterios objetivos fundados en los niveles que la Red de monitorización de ruido registre.

Asimismo, esta Red permitirá la monitorización de otras zonas durante el transcurso del Proyecto, que se divide en cinco campañas de medida. El tipo de ruido a analizar será prioritariamente el generado por el ocio. Se permitirá el acceso y la gestión de todo el conjunto de la información así como la interactuación de los/as ciudadanos/as y colectivos como asociaciones vecinales y de hostelería.

A continuacion podeis descargar o consultar el informe y los anexos en los siguientes enlaces.

 

Informe final de la monitorizacion

Anexos al informe

 

 

 

La ordenanza de terrazas incluye la suspensión de un mes para las infracciones muy graves

El Ayuntamiento entrega el proyecto a Amares y Mahos, cuyas directivas lo estudiarán de cara a una próxima cita

José Vicente Rodríguez 18.02.2016 | 08:48

El Ayuntamiento de Málaga presentó ayer a los hosteleros el proyecto de la nueva Ordenanza Reguladora de la Ocupación de la Vía Pública, que pretende dar solución al conflicto suscitado por la proliferación de terrazas y los problemas que generan a vecinos y viandantes. El Consistorio, que celebró una mesa de trabajo con las asociaciones Mahos y Amares, explicó ayer que la ordenanza introduce tres novedades principales. La primera es que las autorizaciones que se concedan para las terrazas contemplarán únicamente la superficie de la misma, con el fin de facilitar que los empresarios puedan proponer el mobiliario a colocar en ese espacio de la forma que se adapte mejor a las características de su negocio o clientela. Como segunda novedad, se incluye que los establecimientos deberán exhibir, en lugar bien visible para el público, el plano de la superficie autorizada. El tercer punto hace referencias a las infracciones que, en caso de ser «muy graves», permitirían la posibilidad de suspensión temporal de la terraza entre 10 y 30 días.

Mahos y Amares celebrarán hoy por la tarde una reunión de sus juntas directivas para estudiar el documento al completo y trasladar sus conclusiones y enmiendas de nuevo al Ayuntamiento, que serán tratadas en una próxima mesa de trabajo, explicaron el presidente de Mahos, Jesús Sánchez, y el gerente de Amares, Javier Frutos. Según añadieron, los tres puntos destacados por el Consistorio ya eran de su conocimiento y hay consenso inicial en torno a ellos. Al parecer, otra de las propuestas municipales es que los planes de aprovechamiento, por los que se delimita o amplía la ocupación de cada zona, deban pasar por Junta de Gobierno para su aprobación.

En la cita de ayer, la concejala del Área para la Reactivación Económica, la Promoción Empresarial y el Fomento del Empleo, María del Mar Martín Rojo, presentó el proyecto una vez introducidas las aportaciones de las demás áreas municipales implicadas en la materia: Urbanismo, Accesibilidad, Medio Ambiente, Movilidad y Seguridad. El Ayuntamiento dijo que los reunidos mostraron «ánimo conciliador de cara a conseguir una normativa lo más consensuada posible». El objetivo municipal es que durante la semana próxima comience la tramitación formal de la ordenanza, para poder someterla cuanto antes a la aprobación inicial de la Junta de Gobierno Local, para su posterior aprobación en la Comisión de Pleno y en el Pleno y para iniciar el trámite de exposición pública. El Consistorio quiere culminar antes del verano la aprobación definitiva de la ordenanza, «que tiene como objetivo hacer compatible el bienestar de los vecinos y viandantes con el desarrollo de la economía de la ciudad y la creación de empleo». También dijo que su impresión es que este borrador «va a defender los distintos intereses que deben estar en equilibrio».

images (2)

La nueva ordenanza introducirá la suspensión temporal para el control de las terrazas

Comercio presentará hoy a los hosteleros el borrador definitivo de la futura norma de Vía Pública, que podría aprobarse antes del verano

JUAN SOTO | MÁLAGA

 

El Ayuntamiento quiere ser inflexible con los hosteleros que no cumplen las reglas del juego. El borrador definitivo de la futura Ordenanza Reguladora de la Ocupación de la Vía Pública dará potestad al área de Comercio para suspender de forma temporal la autorización de uso de las terrazas a los infractores que sean reincidentes. Según ha podido saber este periódico, será una de las principales novedades de la nueva norma que hoy se presentará a los hosteleros.

Hasta ahora, la ordenanza que regula la instalación de mesas y sillas en la calle contemplaba la posibilidad de revocar la licencia a aquellos hosteleros que se excedieran de la ocupación autorizada, pero no contemplaba la figura de la suspensión temporal. Una vez que la ordenanza entre en vigor, cualquier actuación en este sentido deberá ser estudiada de forma individualizada caso por caso y en función de la gravedad de los incumplimientos.

La nueva redacción sí parece haber introducido algunas modificaciones sobre la intención inicial de que la Policía Local pudiera sancionar de forma directa a los empresarios que ocupan más metros de los autorizados. En este sentido, desde el Ayuntamiento confirmaron que los agentes estarán coordinados con el área de Comercio a la hora de levantar sanciones. Esa había sido una de las novedades que más malestar había causado y parece haber sido matizada.

Tras un primer borrador que generó cierta polémica entre los implicados, el documento que se mostrará hoy a los empresarios ya incluye las recomendaciones realizadas por todas las áreas municipales, desde Urbanismo hasta Movilidad o Medio Ambiente. La concejala de Reactivación Económica, María del Mar Martín Rojo, explicó ayer que el escrito está muy consensuado con todas las partes implicadas y que aún podría incluir algunas de las recomendaciones que planteen los hosteleros.

Tras este acuerdo inicial, el borrador saldrá a exposición pública para que los ciudadanos puedan realizar las alegaciones pertinentes, se someterá a la aprobación de la Junta de Gobierno, de la comisión pertinente y, por último, del Pleno. La intención municipal es que pueda ser una realidad antes del verano.

Favorecer la convivencia

Martín Rojo aseguró que la redacción de la ordenanza «está muy trabajada» y afirmó que le han dado numerosas vueltas para evitar que haya muchas alegaciones. Aunque sin detallar en exceso, dijo que se han introducido diversos cambios respecto a la ordenanza vigente y que han considerado las aportaciones realizadas por todas las áreas. «Con esta norma vamos a regular la vía pública con una normativa ágil que trata de favorecer la convivencia».

Igualmente adelantó que la futura ordenanza trata de regular la ciudad y garantizar «que haya espacio para el paso de los peatones». A su juicio, toda la polémica generada durante las últimas semanas ha surgido «antes de que estuviera lista la ordenanza», por lo que confía en que los hosteleros acepten los cambios normativos que se les van a proponer.

Los responsables del área de Comercio expondrán hoy las principales novedades del borrador a los hosteleros después de que el pasado miércoles amagaran con realizar un cierre patronal si no se tenían en cuenta una serie de reivindicaciones. Entre otras, pidieron una ordenanza menos estricta y que el Centro se considere zona comercial para favorecer su trabajo. Hoy comprobarán si las medidas municipales son suficientes.

images (3)

La asociaciones vecinales de Málaga exigen el cumplimiento de la normativa contra el ruido

Esther Ramírez, presidenta de la asociación de vecinos Centro Antiguo afirma que “el ruido ha provocado que haya un 28% menos de vecinos”

El informe ‘Monitorado de ruido en Málaga’elaborado por el Ayuntamiento de Málaga en colaboración con la Universidad Politécnica de Madrid, ha corroborado lo que las asociaciones vecinales denuncian desde hace años, y es que el ruido en zonas como Teatinos y el Centro, supera notablemente el límite establecido de 55 decibelios. Así lo confirmaba ayer el edil de Sostenibilidad Medioambiental, Raúl Jiménez, quién también añadía que ya se ha adjudicado a una empresa que analizará calle por calle para identificar cada foco de ruido y tomar las medidas pertinentes para cada caso concreto. Así mismo, el Ayuntamiento estima que a finales del presente año el trabajo podría estar finalizado.

La presidenta de la asociación El Romeral contra el Ruido, Virginia Martín, afirma que gracias a la presión vecinal se ha conseguido que se vayan a adoptar medidas. La asociación, que está operativa desde 2007, exige que se limite la apertura de locales de ocio, que se restrinjan los horarios, y que se recorten las terrazas. “Algunos locales están abiertos hasta las tres de mañana entre semana”, manifiesta Virginia Martín. Además, añade que las terrazas son uno de los focos de ruido más importantes. Virgina Martín manifiesta que algunas de las zonas más ruidosas son la avenida Plutarco, la calle Andrómeda, la calle Eolo y la calle Margarita Xirgu. “Queremos que se adopten medidas contundentes, no tonterías como poner una pegatina de la campaña de concienciación en la puerta del local”, declara. Igualmente, añade que le parece “incoherente” que se negocie con los hosteleros en lugar de aplicar la normativa. Por otra parte, el ruido nocturno provoca “trastornos de convivencia y de salud bastante importantes”. Virginia Martín manifiesta que hay personas que se tienen que tomar pastillas relajantes, que tienen ansiedad o mal humor; además, señala que aunque siempre es importante descansar para poder trabajar al día siguiente, hay profesiones en las que el descanso es más importante, como en el caso de los conductores de autobuses vecinos de la zona.

Por su parte, la presidenta de la asociación de Vecinos Centro Antiguo, Esther Ramírez, afirma que no buscan ningún tipo de enfrentamiento con los hosteleros, simplemente que haya un cumplimiento de la normativa. La presidenta afirma que la asociación tiene más de veinte años y que ya han pasado por muchas cosas como el botellón. También apunta que los lugares más ruidosos son calle Álamos y calle Capitán y que se ha constatado que hay zonas en las que ya no vive nadie: “En el censo actual somos 6.000 vecinos y cada vez somos menos, el ruido ha provocado que haya un 28% menos de vecinos”. Además, Esther Ramírez declara que “el centro histórico es un barrio residencial como otro cualquiera, no un polígono. No hay ningún fin de semana en que no haya eventos en el centro, lo que hace totalmente incompatible un uso residencial del centro”.

 

images (2)

Los vecinos de Málaga creen que ha empeorado el problema del ruido en la ciudad

El Ayuntamiento inicia los estudios para declarar zonas acústicas especiales en las zonas con más sonido ambiental

José Antonio Sau 15.02.2016 | 14:24

El 57% de los participantes en una encuesta elaborada por el Ayuntamiento, junto a la Universidad Politécnica de Madrid, sobre el problema del ruido creen que este asunto ha empeorado mucho a lo largo de los últimos cinco años, y el 84% considera que el alto sonido ambiental es un problema en su vida. El Ayuntamiento ha hecho públicos estos datos, aunque considera muy baja la participación en este test online, el día que inicia los estudios para declarar zonas acústicas especiales en los 41 puntos con más ruido de la ciudad, el Centro Histórico y Teatinos.

Durante 2015, y durante los úntimos ocho meses, se ha realizado un seguimiento de la contaminación acústica producida fundamentalmente por el ocio en 41 localizaciones de la ciudad, lo que ha proporcionado información continua y detallada necesaria para este trámite. También se ha adjudicado a una empresa la elaboración de un informe para conocer qué puntos deben recibir la declaración de Zona de Protección Acústica Especial, Zona Acústicamente Saturada y la Zona de Situación Acústica Especial. Luego, con ese informe, el pleno deberá aprobar qué puntos exactos han de recibir estas declaraciones y ello permitirá tomar medidas como reducir el horario de las terrazas, limitar las licencias de actividad, etiquetar acústicamente los edificios o hacer campañas de concienciación.

El concejal de Sostenibilidad Ambiental, Raúl Jiménez, ha asegurado en rueda de prensa que el trámite, con suerte, estará finalizado al término de este año. Los sonómetros instalados en los 41 puntos del Centro y Teatinos potencialmente conflictivos muestran “una superación de los Objetivos de Calidad Acústica establecidos en la normativas europea, nacional y autonómica, especialmente por la noche”, aunque los niveles aumentan a lo largo de tardes y noches de jueves, viernes y sábados, aunque las mediciones han puesto de manifiesto que el sonido registrado en las localizaciones de la Avenida Plutarco y la calle Andrómeda es, en general, más bajo que el que se observa en el Centro Histórico de la ciudad.

El Ayuntamiento inicia los trámites para declarar zonas acústicas especiales en las calles con más ruido

Encarga la realización de los estudios técnicos que analizarán la implantación de medidas concretas en cada una de las calles afectadas

El Ayuntamiento ha comenzado los trámites para declarar zonas acústicas especiales en las calles con más ruido generado por el ocio. Tras recoger los datos de los sonómetros instalados en diferentes vías del Centro y de Teatinos, ha contratado a una empresa para que realice los estudios técnicos necesarios Para ello ha contratado a una empresa que debe realizar los estudios técnicos previos a la implantación de medidas concretas en cada una de las calles afectadas.

El concejal de Sostenibilidad Medioambiental, Raúl Jiménez, ha detallado que la empresa deberá decidir, fundamentalmente, qué tipo de protección se utiliza en cada una de las vías y si hay que reducir las terrazas o los horarios de los negocios en algunos puntos de la ciudad. La empresa tiene un plazo de tres meses y, posteriormente, deberá pasar por Pleno. “Queremos consensuar todas las medidas con los vecinos, empresarios y partidos políticos”, ha resumido.

Tal y como muestran los resultados obtenidos por los sonómetros, una veintena de calles del Centro y de Teatinos superan de forma habitual los límites que establece la normativa europea, por lo que será necesario tomar medidas concretas. Entre los diferentes trámites necesarios, Jiménez calculó que las primeras medidas podrían visibilizarse a final de año.

Igualmente ha detallado que las mediciones han puesto de manifiesto que el nivel sonoro registrado en las calles de Teatinos, tanto en la avenida de Plutarco como en la calle Andrómeda es, en general, más bajo que los registrados en el Centro.

 

Podeis visualizar el video completo aqui

images (3)

 

 

El alcalde de Málaga dice que la movilización de los hosteleros sería «un sinsentido» porque está abierto al diálogo sobre las terrazas

De la Torre asegura que no hay ningún planteamiento definitivo en contra de sus intereses y cree que «hay que resolver los problemas de forma civilizada»

 

El alcalde no entiende los motivos de preocupación de los hosteleros de la capital. Un día después de que las dos principales asociaciones del sector amenazaran con movilizaciones y exigieran una ordenanza menos restrictiva, Francisco de la Torre consideró que el encuentro fue «innecesario» porque él siempre se ha mostrado abierto al diálogo con ellos. «Creo que la reunión es sin fundamento porque no hay ningún planteamiento definitivo de crear una situación que pudiera ser preocupante para los empresarios», dijo.

El regidor recordó que se reunió con ellos hace unas semanas tras la petición del presidente de la Confederación de Empresarios de Andalucía Javier González de Lara. «Entendí que era el inicio de una relación cordial», dijo un poco sorprendido. No obstante, incidió en que es fundamental «buscar el sentido del equilibrio y el término medio entre los legítimos intereses de los vecinos y de los empresarios».

De la Torre fue un poco más allá al considerar que un cierre patronal sería «un sinsentido porque hay que saber resolver los problemas de una manera civilizada». Durante la asamblea extraordinaria celebrada el miércoles, los hosteleros acordaron cerrar sus negocios un día que haya muchos cruceristas en la ciudad para demostrar que la ciudad se muere sin ello. Y por eso, el alcalde apuntó que un paro de este tipo «les perjudica a ellos, a sus trabajadores y a los vecinos».

En este sentido, el regidor se mostró abierto a mantener cuantas reuniones sean necesarias entre los hosteleros y los vecinos porque «hablando se resuelven todos los temas». «En cada uno de los problemas de la ciudad siempre he animado a ese diálogo directo, por lo que espero que ese buen espíritu se mantenga».

Más allá de las buenas palabras, los hosteleros siguen a la espera de que se convoque de una vez la mesa de trabajo a la que se comprometió el alcalde con ellos. Según pudo saber este periódico, la primera reunión podría celebrarse la próxima semana, aunque de momento no se han convocado a las partes afectadas. Por ello, los hosteleros denuncian que todas las noticias las están conociendo por publicaciones en los medios y temen que quieran quitar las terrazas de numerosas calles del Centro.

Durante la asamblea del miércoles, el centenar de hosteleros asistentes aprobaron un manifiesto en el que solicitan la modificación y actualización del nomenclator y de la normativa de horarios, que se cuente con ellos en la definición del modelo de ciudad, que el PGOU defina el Centro como una zona comercial abierta o que la ordenanza de Vía Pública sea acorde a los cambios actuales.

images (3)

Nuevo chantaje de los hosteleros al Ayuntamiento de Malaga.

Nuevamente vemos el chantaje que pretenden imponer algunos hosteleros con el tema de la nueva normativa de terrazas, sillas y mesas. Lo mejor, segun ellos, sera que puedan confeccionar la nueva normativa segun sus necesidades de espacio, horario y cualquier cosa que se les pueda ocurrir, siempre, beneficiando sus propios intereses. Esperemos que las instituciones municipales e incluso autonomica no cedan a este chantaje administrativo y sepan defender a los ciudadanos que padecemos los excesos de las terrazas.

DIARIO SUR

Los hosteleros exigen una ordenanza menos restrictiva para las terrazas de Málaga

Las asociaciones Mahos y Amares amenazan con cierre patronal un día que el Centro esté lleno de cruceristas si no atienden sus reivindicaciones

Los hosteleros han hecho suyo el dicho de ‘no hay mejor defensa que un buen ataque’ y han se han unido en la defensa de sus intereses. Durante una asamblea extraordinaria convocada por las dos principales asociaciones de la provincia han exigido al Ayuntamiento una ordenanza menos restrictiva respecto a las terrazas y a la Junta de Andalucía una mayor libertad horaria para los negocios.

Al encuentro celebrado ayer en la Cámara de Comercio acudieron un centenar de empresarios de Mahos y Amares e incluso hosteleros de otras localidades como Torremolinos, Benalmádena o Cártama. Todos ellos acordaron entregar un manifiesto a las administraciones para defender sus intereses al grito de #MálagaconlaHostelería. Los asistentes también amenazaron con realizar un cierre patronal en febrero o en marzo durante un día que el Centro esté repleto de cruceristas.

En el documento, que se entregará hoy en el registro del Ayuntamiento, se solicita la modificación y actualización del nomenclator y de la normativa de horarios, que el Centro se declare como Zona de Gran Afluencia Turística durante todo el año, que se cuente con ellos en la definición del modelo de ciudad, que el PGOU defina el Centro como una zona comercial abierta y que la futura ordenanza de Vía Pública sea acorde a los cambios producidos en la ciudad.

Recuerdan que el sector hostelero «es un motor económico indispensable para Málaga», ya que contribuye al desarrollo económico y social, genera empleo y ayuda a situar a Málaga en uno de los principales destinos turísticos de Europa. Además apuntan que el centro histórico «pertenece a todos los malagueños» y critican que la hostelería «está siendo demonizada en vez de valorada por todo lo que aporta a la sociedad».

Como primera medida, el presidente de Mahos, Jesús Sánchez, anunció que hoy mismo darán los primeros pasos para unir las juntas directivas de las dos asociaciones para demostrar la unión de toda la hostelería (tal y como adelantó este periódico). Según su calendario, las bases del nuevo colectivo podrían estar elaboradas a lo largo de la próxima semana para, posteriormente, elegir al presidente. Entre ambos colectivos cuentan con unos 230 asociados.

Sánchez aseguró que el Ayuntamiento debe ser «abierto en la norma y estricto en el cumplimiento». Entre otras iniciativas, adelantó que también van a poner en marcha una campaña en positivo en las redes sociales para la que prevén contar con personajes famosos como Ángel Garó o Dani Rovira (con quienes ya han contactado). «Siempre hemos tratado de dialogar, pero el agua se está saliendo del tiesto. El Centro tiene 1.632 vecinos y la mitad son trabajadores nuestros», resumió. A su juicio, «hay que garantizar el descanso, pero el Centro es nuestra zona comercial y patrimonio de toda la ciudad».

Por su parte, el presidente de Amares, José Porras, afirmó que la unión de ambas asociaciones se va a producir antes de lo esperado, pero que el asunto lo merece. En este sentido quiso agradecer la colaboración de José Cobos (fundador de Amares y de Rafael Prados (antiguo presidente del colectivo) por todo lo que han luchado por el sector. «No vamos a perder nuestro germen, vamos a seguir con la esencia de hacer fiesta y crear ambiente en el Centro».

Al término de la reunión, un numeroso grupo de asistentes mostró su disconformidad con los acuerdos alcanzados y exigió la convocatoria de un calendario de movilizaciones más drástico, con paros en Semana Santa para que la ciudad comprenda el peso que tiene el sector. «Hasta que no vean la ciudad muerta no van a parar, y no podemos consentir algo así», resumieron.

 

images (3)